12 de marzo de 2018

Harry Potter en Edimburgo

Si Londres está lleno de escenarios de rodaje de Harry Potter, la capital escocesa lo está de rincones que inspiraron a J.K Rowling, quien aún reside en ella, para crear su mundo mágico, así como algunos lugares relacionados con sus momentos de escritura o de reconocimiento a su obra.



Por eso, en mi última visita a Edimburgo decidí recorrer los lugares clave relacionados con la creación de la gran saga Harry Potter.
Con ayuda de blogs como el de Más Edimburgo, confeccioné mi mapa que luego se complementó con las tiendas frikis que visité, algunas de ellas inspiradas o con parte de material de Harry Potter (Leer post Friki-tiendas Edimburgo).

A continuación los mostraré y comentaré alguna anécdota que me pasó en el lugar en el que no quería que me pasara nada. jaja

Pero si se prefiere hacer la ruta en un tour donde se explican curiosidades y de paso conocer algo más de la ciudad, recomendamos los guías de Edintours, que en breve tendrán esa ruta. ^_^




THE ELEPHANT HOUSE:

Quizás la cafetería más famosa de Edimburgo. Presume de ser el lugar donde nació la idea de Harry Potter. Sin embargo, eso no es posible puesto que abrieron después de que el primer libro ya estuviera en marcha. Ahora bien, es cierto que la autora escribió parte de la saga en ella, justo al lado de un cementerio que la inspiró.



SPOON: 

Donde ahora se ubica la cafetería Spoon, estaba la cafetería Nicholson's café, a la cual acudía a escribir J.K Rowling en sus inicios.



HOTEL BALMORAL:

Este majestuoso hotel lo vimos en el viaje que hicimos en 2012 (mi madre hasta se coló en su hall, en un descuido del grupo y del guarda xD).
Si la autora inició la saga en modestas cafeterías, la finalizó por todo lo grande: en una suite del Balmoral. ¡Casi ná!
Quien quiera seguirle los pasos, y pueda pagarlo, que pida la suite 552.

Hotel Balmoral



CITY CHAMBERS:

En el ayuntamiento tienen su mini paseo de la fama escocés y en él podemos encontrar las manos de J.K. Rowling.



GEORGE HERIOT'S SCHOOL: 

Este imponente edifico es hoy una prestigiosa escuela privada, pero en sus inicios fue fundada para dar educación gratuita a niños huérfanos.
Pues resulta que en esta escuela los alumnos están divididos en cuatro casas: Lauriston (verde), Greyfriars (blanco), Raeburn (rojo) y Castle (azul). ¿Os suena de algo? jeje
No es raro que se diga que ésta fue la inspiración de Rowling para crear el sistema de casas de Hogwarts.

El edificio es precioso y se puede ver bien desde el cementerio Greyfriars, otra localización relacionada con la saga (para ello hay que caminar hasta el final del recinto, recto tal cual se entra y se ve a través de una reja del cementerio). Y a lo lejos, con una perspectiva más amplia, desde la explanada del castillo de Edimburgo.



CEMENTERIO DE GREYFRIARS:

Si pensamos en cementerio nos viene a la mente la escena del duelo de Harry con un Voldemort recién regresado a su estado original, al final del Cáliz de Fuego.

©Warner Bross 

Greyfriars es famoso por la historia del perrito Bobby, pero sin duda fue un lugar que marcó a la autora: está al lado del Elephant House, tiene vistas al George Heriot's y en él encontramos dos tumbas con nombres que sonarán a cualquier fan de la saga.

Por un lado, la tumba de McGonagall. ¡Tranquilos! No es la de la profesora. Si no la del peor poeta del Reino Unido, "William McGonagall". Y que conste que no lo digo yo, es un galardón que por lo visto se ganó.
¿Habrá usado ese apellido la autora para darle una mejor fama? jeje Lo cierto es que está justo al lado de la verja por la que se ve el George Heriot's.


Pero no es la única tumba destacable. En un rincón, se encuentra la tumba de los Thomas Riddell (padre e hijo). ¿Recordamos como se llamaba Voldemort?


Pues bien, aquí viene mi anécdota particular. Me fui sola por la tarde, para intentar localizarla, pero me quedé sin batería en el teléfono y no podía entrar a consultar las indicaciones para encontrarla. Solo recordaba: entrando, derecha, pared. Ok, así lo hice... ¡pero nada! Recorrí un gran tramo del cementerio, mirando las lápidas que estaban en una pared, inútilmente, y empezó a oscurecer.
Quedarme en un cementerio, a oscuras y sin gente... No es precisamente mi panorama favorito.
Por suerte, justo antes de claudicar e irme, vi unas chicas con las bufandas de Harry Potter y dije: ¡Quita! ¡Ellas fijo que han venido por lo mismo! Y efectivamente, jeje acabaron de indicarme y pude sacar la foto e irme corriendo de ahí.
El tema es que sí, que está a la derecha, en una pared, pero no nada más entrar. Al entrar al cementerio has de seguir el camino recto como si fueras a ver el George Heriot's, y al pasar un muro, entras en otra mini sección del cementerio. Pues ahí sí, a la derecha, en la pared, una lápida que está hacia al fondo.


THE MEADOWS:

Este parque enorme lo visitamos también en nuestro primer viaje.
En él, los sábados, se juntan grupos para practicar diferentes deportes, entre ellos el Quidditch (obviamente sin volar).
No pude ir a verlos, aunque no se si entrenan a -6ºC... pero puede ser entretenido acercarse cuando haga buen tiempo.

The Meadows


VICTORIA STREET Y CANDLEMAKER ROW:

Si se busca la inspiración del Callejón Diagón, hay que pasarse por la pintoresca Victoria Street o por la tranquila Candlemaker Row (calle que sube desde Grassmarket, donde acaba Victoria Street, hasta Greyfriars).
Aunque lo más popularmente aceptado es que se fijó en la famosa Victoria street, también he leído que pudo influir otras callejuelas como Candlemaker Row.
La verdad es que ambas están muy cerca, así que igual al final es una influencia conjunta. Un estilo típico de calle en forma de curva, con tiendecitas...Verlas día, tras día...



UNIVERSIDAD DE EDIMBURGO: 

Para finalizar, solo mencionar una curiosidad. Y es que por lo visto, en la universidad, durante la ceremonia de graduación los alumnos reciben un toque con un sombrero histórico. ¿Otra coincidencia? Lo dudamos. jeje

©Warner Bross 

Como se puede ver, J.K Rowling se inspiró en detalles del mundo que le rodeaba para crear el mundo mágico de Harry Potter.
Algo que nos permite recorrer lugares como Edimburgo pensando en las escenas de una de nuestras sagas favoritas. ^_^

Esperamos que este recopilatorio anime a magos, brujas y elfos domésticos a visitar esta hermosa ciudad, llena de magia. ^_^



4 comentarios:

  1. Me encanta Harry y me encanta Edimburgo.

    ResponderEliminar
  2. Super chula esta ruta, Veronica ;) A ver si me pongo un día y escribo algo por el estilo (y te incluyo, claro)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Genial!! y avisa! que seguro que tu aportas datos muy útiles como siempre. Así que te enlazaré seguro ;)

      Eliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...